¡Victoria! (GOZO) la norma de Dios

“Mas a Dios gracias, el cual nos lleva siempre en triunfo en Cristo Jesús, y por medio de nosotros manifiesta en todo lugar el olor de su conocimiento.”

– 2 Corintios 2:14 :-: La Biblia

Nos coge por sorpresa saber que la vida cristiana, a cómo vive la mayoría, no llega en lo mínimo a la norma divina. La condición de un sin número de cristianos es subnormal. Están más debajo de lo estipulado. No se podría decir que son pecadores como las personas que no conocen a Cristo, porque han nombrado el nombre de Jesús con verdadera fe y hasta son miembros de su Iglesia; pero uno les habla de una vida de victoria constante, de ser mas que vencedores, de una vida “escondida con Cristo en Dios” en comunión constante y gozosa, y no la van a entender, Puede que le den una sonrisa de incredulidad.
Sin embargo no podría haber una verdad más aparente, aunque uno estudiara el Nuevo Testamento por encimita, notaremos que la norma divina es una corriente constante, por así decir, de victoria (GOZO).

Aquí se nos presenta un círculo completo que abarca tiempo y lugar – cuando sea o donde sea. Lo que quiere decir que venga lo que venga, sea la tentación tan grande o la emergencia tan repentina, la victoria (GOZO) es siempre y solamente la orden de Dios para este día.

Sería igualmente absurdo si estableciéramos como norma nuestra experiencia cristiana llena de faltas, de altos y bajos, ahora en derrota, con mucho del propio yo y poco de Cristo, con algo de Dios pero más del mundo, como si tomáramos medidas imperfectas y escalas incorrectas y les diéramos a estas aproximaciones (indignas de confianza) a lo ideal, una aplicación universal.
Tal vez ninguno de nosotros ha dado completa expresión en la vida diaria a todo lo que Dios tiene para nosotros y que desea que recibamos en Cristo.

Nuestra medida baja es una cosa; pero la norma universal y eterna de Dios es otra.
El patrón o norma de Dios dice: siempre triunfantes (GOZOSOS) en todo lugar donde el olor fragante de su conocimiento se manifieste.

Estando persuadido de esto, que el que comenzó en vosotros la buena obra, la perfeccionará hasta el día de Jesucristo.
– Filipenses 1:6 :-: La Biblia


Dios le guarde en su amor y le llene de bendiciones.

H. Ricardo Proaño G.
@HRICPG

#Parlox Network
http://twitter.com/hricpg
http://facebook.com/parloxnetwork
http://hricpg.blogspot.com
http://parlox.blogspot.com
http://davidconcristo.blogspot.com

**La imagen de esta publicación fue encontrada en http://www.fmcontacto.com/news.php?newsid=26

“Su solución unificada de servicios personales y corporativos.” – Ricardo Proaño